Nacionales

Condado de Orange aumenta 120 camas en contrato para detención indocumentados

(EFEUSA).- La Junta de Supervisores del Condado de Orange en California aprobó hoy aumentar 120 camas en el contrato con las autoridades federales de inmigración para albergar detenidos en una cárcel local.

La adición aprobada hoy eleva a un total de 958 las camas disponibles en las instalaciones de la cárcel Theo Lacy en la ciudad de Orange, con un acuerdo que estará vigente hasta el 19 de julio de 2020.

“Apoyamos el contrato propuesto. Nosotros tenemos las camas, ellos tienen el dinero. Es algo bueno para los contribuyentes del Condado de Orange”, dijo hoy en una declaración Tom Domínguez, presidente de la Asociación de Alguaciles del Condado.

No obstante, la decisión de la junta enfrenta críticas por denuncias de problemas de salud, alimentación e higiene, por eso los activistas al conocer hoy la votación gritaron “¡Vergüenza! ¡Vergüenza!” lo que obligó a los miembros de la junta a continuar su reunión a puerta cerrada.

La ampliación del contrato solicitada por la jefe de alguaciles Sandra Hutchens significa un ingreso adicional de 5 millones de dólares anuales para el condado que se agrega a los aproximadamente 31 millones que actualmente reciben las autoridades por albergar hasta 838 detenidos para las autoridades de inmigración.

Según se argumentó hoy en la reunión, la medida también favorece a los familiares de los inmigrantes, pues las instalaciones de Theo Lacy están en el área metropolitana, accesible a varias ciudades alrededor, en lugar de otras más alejadas como Bakersfield o San Diego.

Un reporte en marzo de la Oficina del Inspector General del Departamento de Seguridad Nacional encontró que en la cárcel se servían comidas en mal estado, las duchas estaban sucias y había moho en las instalaciones.

La alguacil Hutchens negó que se sirvieran comidas en mal estado y aseguró que las otras condiciones insalubres habían sido corregidas adecuadamente.

Mientras el condado de Orange amplía con este acuerdo su capacidad de albergar detenidos por inmigración, ayer fueron trasladados a otras instalaciones los últimos inmigrantes indocumentados detenidos en la cárcel de la ciudad de Santa Ana, en el mismo condado.

Santa Ana decidió hace tres meses cancelar su contrato con las autoridades de inmigración de albergar detenidos.

El incremento de hoy hace que el condado de Orange recupere cerca del 60 % de los cupos que se habían perdido en Santa Ana.

El estado de California considera actualmente una medida que prohibiría, entre otras, colaboraciones con las autoridades federales estableciendo contratos para albergar detenidos por inmigración.

Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

To Top