Deportes

Los Rayados De Monterrey avanzan caminando en la Concachampions

Francisco Castellanos J.

MONTERREY, NUEVO LEON. Glorioso. Así fue el regreso de la afición de Rayados al Gigante de Acero luego de 13 meses sin poder pisar el recinto, y es que no solo pudieron alentar desde las gradas y ver sus ídolos, pues más allá del carnaval que realizaron, tuvieron la dicha de celebrar el triunfo de La Pandilla sobre el Atlético Pantoja con un 3-1 y un global de 6-1.

Si bien, Monterrey llegó a dicha batalla con todo a su favor tras lo hecho en la ida, eso no fue impedimento para salir a hacer valer su guarida y dar cátedra de su futbol. 

Un gol tempranero de Sánchez, el tanto de Janssen y la aparición de Gallardo, fueron suficientes para liquidar al equipo dominicano y avanzar a los cuartos de final en la Liga de Campeones Concacaf.

Con Amor en el banquillo, los regios saltaron al terreno de juego dispuestos a matar. 

Los juveniles; Gustavo Sánchez y Alfonso Alvarado no perdieron la oportunidad de mostrarse y en menos de lo esperado, el dorsal número seis cumplió su cometido.

Pabón cobró un tiro de esquina y sin titubear Sánchez se lanzó al aire y con un remate de cabeza atravesó la red de Báez. ¡Gol! La sonrisa del jugador lo decía todo. Ahí estaba celebrando su primer tanto con Monterrey a lado de su gente.

Mazmud no pudo ocultar su enojo y pese a que el duelo apenas había iniciado, el estratega empezó a presionar a sus pupilos, aunque de poco sirvió ya que la más clara que tuvieron en toda la primera parte fue a través de Ernesto Trinidad. 

El capitán del Pantoja disparó desde fuera del área, pero como su tiro no llevaba tanta fuerza, fue fácil de atajar para Cárdenas. El tiempo corría y Monterrey no bajaba el ritmo. 

Su estilo arrollador intimidó a su rival y fue ahí que el segundo cayó. Gutiérrez siguió el paso de Janssen, mandó servicio y el artillero le pegó con la parte interna directo al primer poste. El cancerbero pudo rozar la redonda pero ni eso evitó que entrara a la cabaña.

Para el complemento llovieron los cambios y le ayudar al Pantoja para tener más movilidad, mientras que La Pandilla continúo a la ofensiva en la búsqueda del tercero, pero fue en la madurez del encuentro, que los de Mazmud consiguieron el de la honra en los pies de Cabrera. Ya en la recta final cuando parecía que no habría más, Gallardo quien tenía poco de entrar firmó el de la sentencia. El tiempo expiró y no hubo más

(Con información de Esto).

Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

To Top