Detroit Today

Primer mes de clases en Detroit presenta desafíos de escuelas virtuales.

Foto credito: BPT

Tres semanas después de iniciado el año escolar, los funcionarios del Distrito Comunitario de las Escuelas Públicas de Detroit todavía están recibiendo quejas de los padres sobre su nueva escuela virtual.

Algunas de esas preocupaciones, sobre clases sin maestros y fallas operativas, fueron transmitidas durante una reunión virtual de padres el martes por la noche con el superintendente Nikolai Vitti, quien les dijo a los padres que el distrito está trabajando para abordar los problemas.

Vitti también proporcionó una actualización sobre la inscripción, que dijo que sigue pareciendo sólida, y sobre los esfuerzos del distrito para abordar la escasez de personal de apoyo. La reunión fue parte de una serie que Vitti y la miembro de la junta escolar Corletta Vaughn han estado llevando a cabo para escuchar directamente a los padres y responder preguntas. Esto es lo que los padres y Vitti dijeron sobre algunos temas clave:

Matriculación K-12 en aumento

Vitti dijo que la matrícula del distrito es “más o menos donde estaba en la primavera y está aumentando”. La matrícula de primavera del distrito fue de aproximadamente 49.000, según los registros estatales. Si bien aún está por debajo del nivel prepandémico de casi 51,000 estudiantes, estaba por encima de donde comenzó el distrito en el otoño de 2020. Además, dijo, alrededor del 98% de los estudiantes han regresado para el aprendizaje en persona. “Estoy emocionado de ver a la gran mayoría de nuestros estudiantes regresar a la escuela”, dijo Vitti.

El superintendente sugirió que los números de inscripción mejoraron en parte debido al programa continuo de visitas domiciliarias del distrito, en el que los padres y los empleados del distrito tocan puertas para localizar a los estudiantes que no han asistido a la escuela.

La escuela virtual tuvo un comienzo difícil

Un puñado de padres asistió a la sesión de escucha con quejas sobre la escuela virtual del distrito. “Creo que nuestros niños con aprendizaje virtual han sido despreciados”, dijo Aliya Moore, una madre que dijo que su hijo, que tiene un plan de educación individualizado, o IEP, no tenía un maestro de recursos que los apoyara mientras completaba las tareas o tomaba pruebas.

Otro padre notó que a su hija le faltaba un maestro en tres de sus clases este semestre. En varios casos, dijo, el director tomó la asistencia y luego su hija y sus compañeros de clase “se sentaban allí durante 45 minutos o lo que durara la clase y no hacían nada”.

“(Mi hija) no quiere reprobar o ver caer su promedio de calificaciones porque es una estudiante del cuadro de honor”, dijo el padre. No quiero obligarla a regresar a Benjamin Carson (Escuela secundaria de ciencia y medicina), pero sí quiero que ella pueda recibir la misma educación si es posible. Ella está en el undécimo grado, por lo que estos son momentos cruciales en los próximos dos años”.

Cerca de 2.000 familias están actualmente inscritas en la escuela virtual, dijo Vitti. Antes del comienzo del año escolar, se inscribieron 2.500 estudiantes. El superintendente agregó que él y otros funcionarios escolares investigarían las quejas de los padres.

“El desarrollo de la escuela virtual podría haber sido más sencillo”, dijo Vitti. “El desafío fue que estábamos teniendo conversaciones sobre la escuela virtual en junio y tratando de tener una idea de cuántas familias se iban a inscribir en la escuela virtual”.

El mayor interés en el aprendizaje virtual trajo desafíos que la escuela ha tenido que abordar en las últimas semanas, incluida la contratación de maestros certificados de fuera del distrito para ocupar los puestos necesarios.“Me comprometeré a cubrir esos puestos”, dijo Vitti. A partir de esta semana, agregó, la escuela virtual tiene que contratar dos puestos de maestros más.

El distrito avanza en la escasez de empleados

Vitti también destacó el progreso para abordar la escasez de guardias de seguridad del distrito. A principios de este mes, Vitti les dijo a los miembros de la junta escolar que la escasez de guardias estaba obligando al distrito a aumentar los salarios por hora. El martes, dijo que desde entonces el distrito ha aumentado el pago de los guardias de seguridad a 16 dólares la hora, desde 12,61 dólares.

Vitti estimó que el distrito había recibido 200 solicitantes para 40 puestos de guardia de seguridad desde que el distrito celebró su propia feria profesional para atraer reclutas.

“Estamos viendo mucho interés, por lo que pronto deberíamos contar con el personal completo de guardias de seguridad”, dijo Vitti. “Creo que mucha gente quiere trabajar para el distrito. Es una oportunidad para trabajar con nuestros estudiantes”.

La escasez se ha visto agravada en parte por la pandemia, cuando el distrito necesitaba menos guardias de seguridad porque había menos estudiantes en los edificios. Con los estudiantes de regreso en el salón de clases, el distrito actualmente está buscando empleados por horas para guardias y otros puestos, como conductores de autobús, educadores y trabajadores de la cafetería.

“Los salarios por hora y solo el empleo por hora en la ciudad y en todo el área metropolitana de Detroit se enfrentan en este momento, es difícil contratar personas en este momento con un salario por hora”, dijo Vitti. El distrito está negociando con los sindicatos para ofrecer aumentos salariales similares para otros puestos.

Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

To Top