Turismo

Qué ver y qué hacer en Peña de Bernal sin gastar mucho, a dos horas de la Ciudad de México.

El pueblo de Bernal se fundó en 1647 bajo el nombre de Vernal, que significa “peña peñasco”. Sus fundadores fueron 13 familias militares que venían de San Nicolás Tolentino, hoy Cadereya de Montes, Querétaro.

En 2006, el municipio de Ezequiel Montes, donde se ubica este sitio turístico, recibió el nombramiento de Pueblo Mágico y tres años más tarde, la Peña de Bernal fue declarada Área Natural Protegida (ANP).

La Peña de Bernal es el tercer monolito más grande del mundo,​ está localizado en el pueblo de Bernal que pertenece al municipio de Ezequiel Montes en el estado de Querétaro, México. 

Según estudios realizados, la peña se formó a partir de un volcán que agotó su actividad, posteriormente la lava del interior se volvió sólida y la erosión que sufrió a través de lo años hizo desaparecer los restos del volcán. El magma sólido que quedó es lo que constituye y da forma al monolito.

​Cada año el 21 de marzo, durante el equinoccio de primavera, miles de turistas se dan cita en la peña y sus alrededores, para una fiesta «místico-religiosa».

La Peña de Bernal es el tercer monolito más grande del mundo, luego del Peñón de Gibraltar en el mar Mediterráneo y del Pan de Azúcar en Río de Janeiro, Brasil. Tiene una altitud de 2515 msnm y de 288 metros de altura.

Se considera que esta formación rocosa tiene una existencia de más 10 millones de años y que procede de un volcán que a través de los años se volvió inactivo y que la lava en su interior se solidificó. Posteriormente la erosión y el tiempo hicieron desaparecer el resto del volcán y quedó solo el magma sólido.

Se localiza en el pueblo de Bernal, que pertenece al municipio de Ezequiel Montes y se encuentra ubicado a 57 km de la capital del estado de Querétaro, en el kilómetro 200 de la autopista México – Querétaro.

​ El pueblo fue fundado en el año de 1642, cuando varias familias españolas tomaron posesión de las tierras que eran habitadas por indígenas chichimecas, su fuente de subsistencia en la época del virreinato fue la minería.

En años recientes Bernal se sostiene principalmente de las actividades turísticas. En febrero de 2006 fue catalogado como «Pueblo Mágico», por la Secretaría de Turismo de México, «por sus atributos simbólicos, leyendas e historia», este calificativo se otorga como un reconocimiento a la preservación del patrimonio tanto cultural como histórico.

En noviembre de 2007, la Peña de Bernal recibió una presea de la Secretaría de Turismo y TV Azteca reconociéndola como una de las 13 Maravillas de México y considerándola como un destino turístico con gran relevancia histórica y cultural.

 En septiembre de 2009, fueron inscritos en la lista de Patrimonio Inmaterial de la Humanidad de la Unesco: «Lugares de memoria y tradiciones vivas de los otomí-chichimecas de Tolimán: la Peña de Bernal, guardiana de un territorio sagrado».

Cada 21 de marzo, en el equinoccio de primavera, se reúnen en la peña miles de turistas, en una festividad místico-religiosa. Las personas acuden a como dicen ellas, «cargarse de energía», que se cree transmiten las piedras monolíticas y los yacimientos minerales del interior.

Dentro de sus características más notorias, además de situarse en el primer sitio en el país por el alto nivel de longevidad de sus habitantes, comparten también de modo repetido las formas de apellidos endémicos, tales como son de las familias Montes, Cabrera, Vega, Trejo, Velázquez, Dorantes y Feregrino, principalmente.

El ascenso a la cima de la Peña de Bernal no es fácil, si bien existe camino definido en la mayor parte, el último tramo, de unos 45 metros, es vertical. Existen en ese tramo, unas varillas en forma de grapas, clavadas en la pared a modo de escalera náutica. Por el tipo de piedra y las posibilidades que ofrece, la Peña de Bernal es un atractivo a nivel nacional e internacional para los practicantes de escalada en roca.

Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

To Top