Tradiciones Mexicanas

Chiapas: Tierra de tradiciones, cultura y biodiversidad.

Chiapas, tierra del tucán y del jaguar. Productor de café y maíz. Hogar de especies endémicas y hombres de piel morena. Pulmón de nuestro país. Estado que fusiona sitios arqueológicos y arquitectura colonial. Territorio de tradiciones y leyendas, de mitos y rituales. 

Destino perfecto para los amantes de a buena comida, el cacao, los colores, las artesanías, el ecoturismo, la historia, las ruinas. Chiapas: tan rico, tan variado, tan especial, tan único, tan mágico.

Desde la Sierra Madre hasta Los Altos de Chiapas y entre los ríos Usumacinta y Grijalva, hacemos un recorrido en algunos de los lugares más emblemáticos de Chiapas.

San Cristóbal de Las Casas

A más de 2 mil metros de altura se localiza esta ciudad que amanece bajo el cobijo de las nubes y despierta con aroma a café. Sus calles empedradas con fachadas coloridas reciben con una cálida bienvenida a cualquier transeúnte. 

La magia radica en su diversidad étnica y cultural, en descubrir lo que este pueblo mágico tiene para ofrecer a la vuelta de la esquina, con edificaciones que datan de los siglos XVI, XVII y XVIII.

Ve cómo se colorea la Plaza de la Paz con la llegada de indígenas que colocan artesanías textiles frente a la Catedral de San Cristóbal Mártir, cuya fachada de estilo barroco del siglo XVIII contrasta con la presencia de tzotziles y tzeltales. Visita también la Iglesia de Santo Domingo, reconocida por su fachada rosa de estilo barroco y por ser una de las que posee más ornamentos del arte colonial mexicano.

Visita el Museo Mesoamericano del Jade y el Museo del Ámbar o aprende sobre el proceso del cacao en KaKaw el Museo del Cacao y Chocolatería Cultural. No dejes de visitar el Mercado de Santo Domingo y el Mercado de San Francisco para comprar artesanías.

En los alrededores

Visita Chiapa de Corzo, pueblo mágico y primera ciudad fundada por los españoles en el siglo XVI. Observa La Pila, fuente de estilo mudéjar e inspiración morisca que se localiza en la Plaza de Armas y visita el templo de Santo Domingo. Sigue el recorrido hacia el Cañón del Sumidero, que comenzó a formarse hace unos 70 millones de años, y navega en su interior o simplemente obsérvalo desde los miradores a los que se accede desde Tuxtla Gutiérrez.

Si tienes tiempo, desde San Cristóbal de Las Casas toma un tour a las Lagunas de Montebello. Rodeadas de pinos, encinos y liquidámbar. Haz una parada en el camino para ver la fuerza de la Cascada el Chiflón, cuya caída de agua alcanza los 120 metros.

Selva Lacandona

Al Oriente de Chiapas, donde crece la caoba y la ceiba, se localiza este tesoro que brilla en color esmeralda. Es el hogar de más del 50% de las mariposas y mamíferos de nuestro país. Tierra fértil que alberga la Reserva de la Biósfera Montes Azules, uno de los ecosistemas de mayor diversidad del mundo. 

La Selva Lacandona es un destino que vive entre el pasado y el presente. Aquí el tiempo avanza a otro ritmo, el sol marca la hora y las manecillas no tienen importancia.

Comienza el día temprano y dirígete a Lacanjá, la mayor comunidad de los descendientes más cercanos a los mayas y fieles protectores de la selva: los lacandones. Conoce sus tradiciones y deja que sean ellos tus guías en la selva. 

Ve a Bonampak y disfruta las pinturas de este pequeño pero bello sitio arqueológico. Si te gusta la aventura, toma un paseo en rafting en el Río Lacanjá y llega a Cascada Las Golondrinas al tiempo que ves algunas ruinas. 

Si deseas alejarte aún más de la civilización, camina 9 km para visitar la Laguna de Lacanjá. El recorrido toma un día completo, pero observar este lugar que permanece intacto y fuera de la influencia del hombre es un deleite para los sentidos. En la noche puedes presenciar un ritual maya e ir al temazcal.

Si deseas ir más al sur, explora la Laguna Miramar en la Reserva de la Biosfera Montes Azules. En la frontera con Guatemala toma una lancha para cruzar el Río Usumacinta y llega al sitio arqueológico Yaxchilán, en donde pirámides y raíces se unen para crear una atmósfera mágica. Hacia el norte puedes visitar las Cascadas de Agua Azul y Misol-Ha.

Este recorrido no puede estar completo sin la gran zona arqueológica de Palenque.

Visitar Chiapas es una experiencia inolvidable. Quien haya pisado territorio chiapaneco es testigo de su encanto, de la belleza del azul en sus ríos, de la profundidad del verde en sus árboles, del colorido en sus artesanías, de lo armonioso en sus voces. Si tuviese que volver a escoger un lugar en el mundo para viajar, éste sería Chiapas.

Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

To Top